Glosario de meteorología
Estaciones meteorológicas: Ubicación

La elección del emplazamiento de una estación meteorológica se ve forzada por una serie de condicionantes que abarcan disciplinas muy diferenciadas; éste hecho exige la caracterización del terreno escogido mediante informacións de tipo:

  • Geográfica: justificada por dos motivos; en primer lugar, el hecho de ofrecer información detallada sobre la ubicación de la estación permite evaluar nela con precisión los datos adquiridos; y, por otra banda, permite una fácil localización del emplazamiento para futuras revisiones y puesta a punto de la misma.
  • Orográfica: las características orográficas del emplazamiento escogido pueden forzar la aparición de fenómenos meteorológicos locales que no sean, sin embargo, representativos de las características globales de la región de estudio; así, se debe evitar la instalación de estaciones en lugares próximos a:
    • Relevos Topográficos: Montañas, valles, etc. (Las precipitaciones, la temperatura mínima, así como el campo de vientos se ven profundamente afectados por la topografía; en el caso específico de montaña, su efecto se prolonga hasta 50 veces su altura).
    • Mar: Afecta a la temperatura, régimen de vientos y humedad relativa; bastaría un distanciamiento en torno a 3 Km para evitar los cambios más bruscos aunque estos continuan de forma más gradual en torno a los 10 o a los 15 Km.
    • Ríos: Bastaría con distanciar la estación en torno a 100 metros.
    • Lagos: Con una separación de unos 800 a 2000 metros, dependiendo del tamaño del mismo, se evitarían fenómenos locales inducidos por su presencia.
  • Climática: resulta de interés tener un conocimiento, aunque sea aproximado, de las características climáticas de la región en base a la extrapolación de las observaciones de estaciones meteorológicas próximas ya que puede ocurrir que la zona escogida se vea afectada por fenómenos atmosféricos destructivos con determinada frecuencia, como sería el caso de regiones donde son habituales tormentas con abundante aparato eléctrico o regiones próximas a ríos donde se produzcan crecidas periódicas del caudal que lleguen a afectar al emplazamiento, etc.
  • De seguridad y accesibilidad a la parcela: es necesario analizar las características de la parcela en la que se va a construir la estación para rentabilizar al máximo la inversión: si se trata de una zona poblada o despoblada, con cierre o sin él, protección contra animales, vigilancia o no, etc...; por otra banda, la accesibilidad de la parcela permite indicar qué tipo de vehículo, en el caso de ser necesario el mismo, se puede emplear para acceder a los emplazamientos.
  • De cobertura de comunicación y disponibilidad de energía eléctrica: esta información permitirá analizar cuáles son los posibles medios de comunicación que se pueden emplear para acceder de forma remota a la estación. De la misma forma, la información sobre la disponibilidad de corriente eléctrica permitirá evaluar las diferentes posibilidades para proporcionar la energía necesaria para el funcionamiento de los equipos y estimar la necesidad de instalación de placas solares.

Ejemplo parcial de la localización del instrumental en una estación meteorológica:

imaxe estacion


Ubicación del instrumental de una estación meteorológica

Las estaciones se construyen redondas o rectangulares y con un tamaño aproximado de 80 metros cuadrados; poseen un vallado que las recubre y cierra, evitando, entre otras cosas, la entrada de animales sueltos al recinto. Su suelo debe ser de césped.

Para que los termómetros den una lectura representativa de las temperaturas del aire deben estar protegidos de la radiación tanto solar como terrestre, así como da de todos los cuerpos que los rodean, pero al mismo tiempo deben estar convenientemente ventilados para que indiquen la temperatura del aire libre que circula en las proximidades. El método general de protección es su ubicación en una caseta o garita meteorológica; ésta debe construirse preferiblemente de madera, con persianas para su ventilación y pintada de blanco para evitar la absorción de excesiva radiación; la puerta de acceso al interior de la caseta debe orientarse de forma que no coincida con el lugar de la puesta de sol o del amanecer, ni con el arco solar en general; es decir, hacia el Norte/Sur en el Hemisferio Norte/Sur. Además, la caseta debe situarse a una altura aproximada de 1.5 metros por encima del suelo sobre 4 soportes o pies que sean resistentes para evitar los embistes del viento. Por debajo de la caseta debe crecer la hierba o césped; ésta no debe situarse ni cerca del pluviómetro, ni cerca del evaporímetro.

En la colocación del heliógrafo hay que verificar que nada hace sombra sobre su esfera, aunque la colocación concreta de la misma es muy compleja: ésta necesita adaptarse a la latitud específica de la región de observación, así como al período estacional.

Curiosidades
  • El lugar más seco del mundo es el desierto de Atacama, al norte de Chile.
  • La temperarura más baja registrada jamás en el Hemisferio Norte (-71ºC) fue en la región de clima frío de Oimyakon, en Siberia.
  • La más alta temperatura europera (50.5 ºC) se registró en el sur de Portugal.



Xunta de Galicia  
Icono Creative Commons Xunta de Galicia. Información mantenida y publicada en Internet por la Xunta de Galicia.
Nota legal | Mapa del portal | Contactar 4.8.1
Teléfono: +34-881-999654
Fax: +34-981-957466
Galicia